El rey de los ogros

Los nubitas y otros cuentos es la quinta colección de cuentos de Miguel Ángel Villar Pinto.

La colección consta de 7 cuentos maravillosos: «Los nubitas», «La gatita Linda», «El rey de los ogros», «El duende padrino», «La isla secreta», «Robertinho» y «El tren Tilín».

«El rey de los ogros» aprendió a camuflar su verdadera forma para ocultar sus maldades.

Hace tiempo que los seres malvados aprendieron a camuflarse para no ser encontrados, y a adoptar distintas formas para no ser nombrados.
Es por eso por lo que, hoy día, muchos ogros viven entre nosotros sin que lo sepamos. Ya no sirven las advertencias de antaño, por las cuales los malos eran feos y los buenos guapos, o que unos vivían en cuevas y los otros en palacios. Tal vez ya no sirven ahora, ni sirvieron nunca tampoco: los seres bondadosos han sabido siempre que las apariencias engañan, y que los más grandes peligros son, en realidad, los inesperados.
Y así es como, el rey de los ogros, el de más ruin y oscuro corazón, se hacía pasar por un joven rico y encantador. Vivía a las afueras de la ciudad, en una espléndida mansión, con todo lujo de comodidades.
Hacía una vida aparentemente normal, trataba a las personas con amabilidad, y cortejaba a las mujeres con una habilidad sin igual. En verdad, si alguien lo preguntara, nadie diría que no era una buena persona. De hecho, incluso alguna podría decir que era un «príncipe azul».
Sin embargo, de puertas adentro, el rey de los ogros recuperaba su auténtica forma y esencia... (¿Quieres saber cómo termina el cuento «El rey de los ogros»? Encontrarás el final en la colección de cuentos Los nubitas y otros cuentos).

0 comentarios:

Publicar un comentario